Diario de un amor: Día 12/13

Dia 12

Volvi a escribir después de una pausa mas hoy volvere a casa de mis amigos en la ciudad. Esto se volvio algo constante las visitas a la casa de los Luganovich. Se acostumbraron a mí y yo me acostumbré a ellos. Por lo común iba a verlos sin anunciárselo, como si fuera miembro de la familia. Hoy después de tanto tiempo en cuanto llegue me preguntaron si me pasaba algo o estaba enfermo y porque me habia tardado tanto en volver. Su  mirada, la mano fina y elegante que me alargaba, su vestido casero, su peinado, su voz, sus pasos, todo producía siempre en mí la misma impresión de algo nuevo y extraordinario, de algo muy significativo en mi vida. Hablábamos largo rato y largo rato callábamos, cada uno pensando sus propios pensamientos; o bien ella se sentaba a tocar el piano para mí. Hay salio  otro poema en si una carta que me hubiese encantado cantar a la melodía de ese piano,

Dia 13

Ella no esta en casa así que entre un diván y otro, comencé a jugar con la niña que era tan bella como ella. En cuanto llego de las compras Salí a recibirla y no se que era mas grande mi amor por ella o ese cariño que tenia a su familia que me hacia recoger todas las compras que había hecho y cargarlas con tanto amor, con tanta solemnidad como si fuera un muchacho que trabajaba allí.

About these ads
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 4.298 seguidores