• Lo + Más Visto

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 4.472 seguidores

  • Archivos

Maytte: Abrirse a los demás

El problema

¡Hola, Maytte! Tengo 26 años y me siento muy sola, pues tengo el temor de que los demás se aprovechen de mí y me hagan daño. Yo sé que muchas veces puedo parecer hostil e inclusive hasta agresiva con algunas personas, pero en realidad es porque me mantengo a la defensiva, para protegerme y evitar que me hieran. No sé que hacer, no sé cómo actuar y comportarme adecuadamente, por favor ayúdeme. ¡Muchas Gracias!
R. M. T.

La solución

Abrirse a los demás es un camino que se recorre poco a poco, pero que vale la pena. Por alguna razón colocas un gran muro entre ti y las personas que te rodean, lo que impide relacionarte con ellas. Además, con tu actitud defensiva, evitas cualquier clase de comunicación o de contacto social. Si crees que es mejor suponer que te sucederá lo peor, para protegerte y así evitar sufrir en el futuro, te perderás todo lo bueno que también ocurre a tu alrededor, inclusive de la oportunidad de conocer personas diferentes afines contigo, que te valoren y te traten con respeto.

Lo primero que debes hacer es desmontar este muro, tienes que empezar a desarrollar conductas que te permitan adquirir seguridad y autoestima. Necesitas aprender a compartir tus opiniones y puntos de vista, a expresar tus sentimientos, a pedir ayuda cuando la necesites y aceptar halagos. Hazlo poco a poco, perdona a todos aquellos que alguna vez te hicieron daño, decide pasar la página, y deja de ser tan dura contigo y con las demás personas; aprende a confiar, pues hay mucha más gente agradable y buena en este mundo de la que tú crees, y estás perdiéndote la oportunidad de conocerlas. Sonríe, sé tú misma, aprende a decir que no y a poner límites cuando lo consideres necesario. Recuerda que eres tú quien va a enseñarle a los demás cómo van a tratarte.

Tener pensamientos de fracaso, de víctima es una forma de sabotearte la oportunidad de cambiar y de construir la vida que quieres y mereces. Corta el cordón emocional que te mantiene atada a esas personas que tienen tanto poder sobre ti y asume la responsabilidad de hacer el trabajo necesario para recuperar el control de tu vida.

¡Tú puedes salir de cualquier situación por más difícil que esta sea! La vida está esperando por ti, para darte todos los regalos esenciales que mereces. ¡Vamos, pasa la página y decide darte otra oportunidad!

Copyright © 2011 Estampas, Maytte & CHM (Camino a la Grandeza) Todos los Derechos reservados.

Anuncios