• Lo + Más Visto

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 4.477 seguidores

  • Archivos

Maytte: Otro estilo de vida

Ver también

El problema
Hola, Maytte. Me encuentro en una encrucijada porque tengo la oportunidad de iniciar una vida nueva, con una oferta de trabajo muy buena en otra ciudad, pero temo que al llegar ahí lleve conmigo las actitudes y los hábitos que me impidan hacerlo. Sé que tengo que cambiar, pero no

sé por dónde comenzar. No quiero perder la posibilidad de empezar una nueva etapa de mi vida, en la que me sienta feliz y muy tranquila. ¿Cuáles herramientas puedes darme para conseguirlo? Me cuesta trabajo cumplir mis propósitos… K. D.

La solución
Comenzar una nueva etapa implica cerrar un ciclo y hacer los cambios necesarios en nuestra actitud, hábitos, creencias y comportamientos de modo que podamos construir la vida que deseamos donde vayamos. Es importante hacer énfasis en el trabajo que tendremos que realizar en nosotros y en nuestro estilo de vida, con la finalidad de atraer y generar situaciones más favorables para nuestro bienestar. Volver a comenzar otra etapa significa conservar o mantener aquellos elementos de nuestra rutina de vida que son favorables para nuestro bienestar, crecimiento y equilibrio personal. Y estar dispuestos a cambiar aquellos que han
traído el dolor, la confusión y el estancamiento a nuestra vida.

Algunas herramientas para conseguirlo…
Haz una lista con tus propósitos. Tómate el tiempo necesario para pensar en las cosas que te gustaría sacar o incorporar a tu estilo de vida.
Recuerda que tienen que ser importantes y valiosas para ti, pues sólo así tendrás la motivación para conseguirlas.

Atrévete a cambiar. Evita vivir en la monotonía, busca cumplir tus sueños, crea nuevos caminos, asume riesgos. ¡Atrévete a cambiar, este es tu momento! Abandona la comodidad de tu sillón y lánzate a vivir la aventura de una nueva etapa.

Mantén una actitud positiva. ¡No te dejes desanimar por nada ni por nadie! Recuerda que tú eres perfectamente capaz de conseguir las metas que te has propuesto. Mantén el entusiasmo y el optimismo arriba, repitiendo frases afirmativas de tus capacidades y talentos.

Sé flexible. Es posible que las cosas no salgan como las tenías planificadas, que inesperadamente tu amigo o tu pareja no quieran o no puedan acompañarte… por eso tienes que aprender a ser flexible, para que puedas aceptar los cambios que se presenten en tu vida cada día, con naturalidad y optimismo.

Cambia tus hábitos. Vence ese hábito negativo que has repetido durante tanto tiempo, a pesar de que sabes que no te hace bien. Comienza a comer saludablemente, inicia una rutina de ejercicios, deja de fumar, organízate mejor… O, simplemente, cambia de actitud, sonríe y sé más optimista.

Copyright © 2011 Estampas, Maytte & CHM (Camino a la Grandeza) Todos los Derechos reservados.

Anuncios