• Lo + Más Visto

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a 4.511 seguidores más

  • Archivos

Crisis Nuclear en Japón

Camino a la Grandeza expresa sus condolencias a los familiares de las víctimas del terremoto de Japón. Nuestros pensamientos están con las personas que afrontan la amenaza de un desastre nuclear, las consecuencias de un terremoto devastador y de un tsunami. Greenpeace continuará supervisando la situación y proporcionando información independiente sobre cómo evolucionan las centrales nucleares japonesas.

¿Qué puedes hacer tú?

Copyright © 2011 Greenpeace & CHM (Camino a la Grandeza) Todos los Derechos reservados.

Necesitamos la naturaleza @GreenpeaceArg

Somos parte de la Tierra. Necesitamos estar en contacto con la naturaleza. Necesitamos respirar aire puro, escuchar los sonidos del aire, el canto de los pájaros, del agua. Necesitamos sentir el sol y el aire, la playa, la montaña, los árboles, la grama…

Algunos sienten esta necesidad con más fuerza que otros. Algunos no están conscientes de la falta que les hace, pero basta que tengan unos tres días libres para irse desbocados de la “selva de cemento”.

En muchos casos llevamos una vida antinatural. No me refiero a que debamos renunciar a las comodidades del agua potable tibia y todas las facilidades que da la tecnología. Me refiero a que también necesitamos estar Somos parte de la Tierra. Necesitamos estar en contacto con la naturaleza. Necesitamos respirar aire puro, escuchar los sonidos del aire, el canto de los pájaros, del agua. Necesitamos sentir el sol y el aire, la playa, la montaña, los árboles, la grama…

Algunos sienten esta necesidad con más fuerza que otros. Algunos no están conscientes de la falta que les hace, pero basta que tengan unos tres días libres para irse desbocados de la “selva de cemento”.

Pasar un día viendo televisión, rodeados de ondas electromagnéticas de los celulares, microondas, etc. etc. no nos energiza. Ir a un parque, pisar la grama, tocar un árbol nos da energía vital.

“En las ciudades del hombre blanco no hay ningún lugar sereno. Ningún lugar donde se escuche el despliegue de las hojas en primavera o el susurro de las alas de los insectos”, dijo en 1854 el jefe indígena norteamericano Noah Sealth, cuyas palabras han recorrido el planeta, compiladas como la “Carta por la Tierra” de un jefe piel roja. Sus palabras son un manifiesto ecologista que hoy más que nunca tiene vigencia.

2010 © Luis Padrón, Teresa Leon & GREENPEACE® Argentina